Alejandro Dabdoub, Rolando Hinojosa | Grupo PEÑA-CRUZ

Ciudad de México, D.F.- La prensa y los mercados financieros dieron una recepción positiva a la apertura del sector energético de México después de décadas de monopolio estatal.

El Gobierno Federal le apuesta gran parte de su estrategia económica a los beneficios que se supone desatará la reforma energética.

Pero estos beneficios, que incluyen mayor crecimiento económico y generación de empleos junto con menores costos energéticos, dependen de que las empresas privadas de hecho inviertan en el sector.

Y los expertos destacan que estas inversiones se encuentran en peligro.

Raúl Camba, director en México de Schlumberger Business Consulting, reporta en la revista Petroleum Economist que los riesgos principales para las inversiones energéticas en México son tres: la falta de trabajadores especializados, problemas en la cadena de suministro, y la complejidad y falta de claridad en el marco regulatorio.

Para algunos especialistas, los riesgos principales para las inversiones energéticas en México son la falta de trabajadores especializados, problemas en la cadena de suministro, y la complejidad y falta de claridad en el marco regulatorio.

FALTAN ESPECIALISTAS

En el largo plazo, se estima que en México las universidades, escuelas técnicas e industrias relacionadas sean capaces de proveer suficientes trabajadores especializados para llenar las miles de plazas que serán generadas durante la próxima década, a medida que crezca la exploración y producción de hidrocarburos en el país.

Pero en el corto plazo las empresas podrían enfrentarse a una escasez de especialistas durante los próximos tres a cinco años.

Raúl Camba apunta que el gobierno podría mitigar el problema facilitando y atrayendo la inmigración de especialistas extranjeros, pero advierte que lo más probable es que esto sería una solución incompleta.

El consultor subraya que la solución “más veloz y más simple” para las empresas que quieran entrar al sector será asociarse con quienes ya tengan experiencia operando en México. El líder en este sentido es Pemex, seguido por las empresas de servicios petroleros que ya han colaborado con la paraestatal como Schlumberger, Halliburton y Weatherford, entre otras.

SUMINISTRO INSEGURO

Otro problema al que se enfrenta el sector energético de México es a deficiencias en su cadena de suministros, la cual en muchos lugares carece de infraestructura para proveer el equipo, tecnología y servicios necesarios en donde son requeridos.

Este problema afecta negativamente tanto a los proyectos convencionales en tierra y aguas someras, como a los no convencionales de recursos shale y de aguas profundas.

Los no convencionales, que han sido menos explotados por Pemex, son los más afectados por esta situación.

Otra problemática que toca a la cadena de suministro es la inseguridad, que resulta en mermas y robos, y en consecuencia ahuyenta la inversión.

El gobierno y las empresas deben trabajar en conjunto para asegurarse que el crimen no dañe ni frene las operaciones, y para que exista la infraestructura necesaria para el desarrollo de los proyectos.

ENREDO LEGAL

Una de las principales preocupaciones del gobierno desde que la reforma constitucional fue aprobada en diciembre del año pasado, es cumplir con la publicación de las leyes secundarias a tiempo.

Aunque el gobierno ha cumplido hasta el momento con las fechas impuestas, existen muchas dudas entre los principales inversionistas acerca de varios temas que debería detallar la ley.

Por ejemplo, existe la duda acerca de cuánta información otorgarán las autoridades de manera previa a las licitaciones.

Como las empresas pelearán por quedarse con los mejores contratos, es indispensable que cuenten con todos los datos adecuados para hacer la mejor oferta.

En ese sentido, existe el peligro de que las convocatorias a nuevos proyectos sean obscuras, y por debajo del agua se beneficien a amigos de políticos.

Este escenario no está alejado de la realidad, esta semana se acusó al gobierno de haber beneficiado a una empresa China permitiéndole ganar la licitación del tren rápido DF-Querétaro mediante la retención de información.

#ReporteIndigo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *